reformas viviendas

Reformas para agilizar la venta de tu vivienda

Reformas para agilizar la venta de tu vivienda 954 715 El blog de Aquí Tu Reforma

Cuando pensamos en reformar una vivienda, tendemos a pensar que es para crear el hogar de nuestros sueños, adaptado a nuestras necesidades. Pero no siempre tiene por qué ser así. La reforma es una herramienta clave para agilizar la venta o alquiler de una vivienda, ya que aumenta su atractivo de cara a potenciales inquilinos.

Actualmente el mercado inmobiliario se encuentra saturado, donde nos encontramos ciudades como Madrid o Sevilla donde la oferta de pisos se ha duplicado en tan solo un año. En este contexto tan competitivo, es esencial que la vivienda que queremos vender enamore a potenciales compradores y consigamos cerrar su venta.

Cuando reformamos para vender no lo hacemos con el mismo planteamiento que cuando lo hacemos para vivir nosotros. La reforma en cuestión se centra en poner al día la vivienda, hacerla más atractiva y lo más despersonalizada posible; nos interesa que sea un lienzo en blanco para que los potenciales compradores se vean construyendo su nueva vida en ella. Si optamos por un estilo muy concreto, es probable que perdamos opciones a cerrar la venta.

7 de cada 10 viviendas de segunda mano que se venden en España están reformadas, según datos del Observatorio 360º de la Vivienda y la Reforma en el Hogar. Conociendo la importancia de una reforma para vender tu casa, te detallamos las reformas que te ayudarán a hacerla más atractiva:

Lavado de cara con materiales de calidad

Lo primero a tener en cuenta para que nuestra vivienda sea atractiva será reemplazar aquellos elementos en mal estado por materiales nuevos. Los futuros compradores prestarán mucho detalle a las calidades del inmueble, por lo que debemos intentar que todo esté en las mejores condiciones posibles y que los futuros inquilinos vean que su nueva casa está lista para entrar a vivir y no necesitarán realizar ninguna inversión extra para ponerla a punto.

Potenciar la luminosidad de la vivienda

Año tras año uno de los requisitos indispensables para quienes buscan su nuevo hogar es la luz natural, por lo que en la reforma deberás tener esto en cuenta. Un buen recurso es colocar cristales en la casa para que la sensación de luminosidad se incremente. Además, te recomendamos evitar enseñar la casa con cortinas o de noche.

Mientras que te recomendamos pintar las paredes de blanco, tanto por su neutralidad como su luminosidad, en las ventanas puedes optar por un color negro intenso, para así destacar el contraste y que la sensación de luz natural en la vivienda aumente.

Elimina el gotelé

Aunque fue tendencia hace muchos años… el gotelé es cosa del pasado. Uno de los puntos básicos de la reforma para vender tu vivienda debería ser alisar las paredes de toda la casa: ganamos amplitud y luminosidad. El gotelé ha quedado desactualizado y puede suponer para tus futuros compradores una reforma que preferirían evitar, y que por tanto podría hacerles decantar por comprar otra vivienda.

Sustituir la bañera por un plato de ducha

La reforma estrella de los últimos años. Al igual que le pasó al gotelé, la bañera está quedando obsoleta, por lo que muchos compradores ponen el punto de mira en que su nueva vivienda cuente con plato de ducha. Éste es más funcional, rápido y económico, a la par que permite ahorrar agua. También ayuda a ganar amplitud en el baño y es más fácil de limpiar.

Con estas reformas en mente para agilizar la venta de tu vivienda, no sólo enamorarás más rápido a potenciales compradores, también podrás incrementar su valor, ya que una reforma revaloriza nuestra vivienda en un 20% o 30%.

En Aquí tu Reforma, marca líder del sector de la reforma, estaremos encantados de asesorarte sin compromiso sobre cómo puedes reformar tu vivienda para agilizar su venta. Somos expertos en crear hogares que enamoran 😉

Reformas en un piso de alquiler

Reformas en un piso de alquiler 861 709 El blog de Aquí Tu Reforma

Cuando hablamos de reformas, tendemos a pensar en ellas en el contexto de una vivienda de propiedad, ya que es una inversión importante y queremos que ese esfuerzo económico nos beneficie a nosotros; es completamente normal. Si nos paramos a pensar, actualmente la dificultad de acceso a una vivienda en las principales ciudades de España ha propiciado que el alquiler sea una vía de acceso más fácil, dejando la compra de un inmueble para más adelante.

Es en este contexto donde debemos replantearnos la necesidad de tener un hogar. Todos queremos uno, vivamos de alquiler o tengamos una hipoteca. Y ahí entra la reforma, la manera de convertir una casa, en un hogar.

Pero si estoy de alquiler, ¿me dejarán reformar?, ¿y si me gusta la casa pero quiero renovar el baño?, ¿y si quiero pintar?, son preguntas muy habituales e intentaremos responder a algunas de ellas.

Pintar la pared

Una mini-reforma muy frecuente cuando estamos de alquiler. Por lo general, no suele haber problemas para renovar la pared, ya que incluso los propietarios suelen ofrecer pintarla una vez al año, para que se mantenga mejor con el paso del tiempo. Lo mejor es hablar directamente con el casero, y aunque el blanco es la opción más recurrente por precio y porque crea armonía en la casa, puedes comentar la opción de otro color. Piensa que elegir colores que encajen con la decoración del inmueble facilitará que el propietario acceda.

El papel pintado

Si en tu caso te ha tocado un casero muy estricto, no tires la toalla. Puedes optar por papeles pintados que no dañan la pared y que cuando abandones la vivienda podrás retirar sin problemas. Te recomendamos escoger uno que sea adecuado para tu pared e importante, que sea lavable, para que su higiene y mantenimiento sean mejores. Los vinilos también son una buena opción para dar a tus paredes un nuevo aire sin la necesidad de pintar, una opción estupenda especialmente si tienes niños.

La iluminación

La luz es clave en una vivienda, y un deseo muy habitual es querer cambiar la instalación eléctrica, porque muchas viviendas de alquiler tienen poca luz, y más si dan a un patio interior. Para mantener la casa en el mismo estado, te recomendamos pensar en añadir algunas lámparas de pie o sobremesa, en lugar de pensar en cambiar la instalación eléctrica, que suele traer más complicaciones.

El baño

En el caso del baño, una estancia tan importante en una vivienda, es bastante habitual acordar una reforma con el propietario. La reforma de un baño no suele ser muy cara, requiere de poco tiempo para completarse y las molestias son bastante reducidas (obviamente, habría que analizar cada caso). Te recomendamos ofrecer al propietario encargarte de la reforma a cambio de descontarte algunos meses de alquiler; normalmente suelen acceder, ya que se benefician de tener un espacio renovado para futuros inquilinos.

La cocina

Puedes darle un nuevo aire a la cocina renovando los muebles o simplemente elementos como tiradores o electrodomésticos; en algunos casos puedes negociar con tu casero un descuento en la siguiente cuota si, por ejemplo, necesitas adquirir un microondas. Además, puedes consultar con los propietarios una renovación completa de la cocina explicándoles el ahorro en el consumo energético. Unos nuevos electrodomésticos y una grifería eficiente harán que bajen los consumos, provocando un descenso en la factura del agua y la luz y un granito de arena para el planeta.

¿Quieres reformar tu piso?

Aunque esperamos que estos consejos te resulten útiles, es normal que necesites algo de asesoramiento, en Aquí tu Reforma nos gusta estar a tu lado e intentar ayudarte a aclarar todas las dudas que puedas tener. Somos expertos en crear hogares, ofreciendo 2 años de garantía y cumplimiento de fechas por contrato.

Puedes pedir presupuesto sin ningún tipo de compromiso o escribir a nuestro equipo de atención al cliente, te ofreceremos todo el asesoramiento que necesites.